Decreto 888/1969, de 9 de mayo, por el que se promulga el nuevo Estatuto fiscal de las Cooperativas.

Marginal:BOE-A-1969-584
Sección:I - Disposiciones Generales
Emisor:Ministerio de Hacienda
Rango de Ley:Decreto
 
EXTRACTO GRATUITO
7198
1.
13
muyo 1969
B.
O. del
E.-Núm.
114
Disposiciones generales
PRESIDENCIA
DEL
GOBIERNO
]MINJSTERIO
DE
HACIENDA
DECRETO
Mijl!J6Y.
de ;;0
de
abril,
por
el
que
se
amvlía
hasta
ta
terminación
delll
Plan
de
Desarro-
llo
Económico
y
Social
la
posibilidad
de acogerse
alos
beneficios
derivados
de
la
declaraci&n
de
pre-
ferente
localiZación
industrial
de
determinadas
z().
nas
qeoqrlificas.
La
poIitica
de
desarrollo
regional
exige
no
sólo
compatibi-
lidad
con
la~
previsiones
y
objetivos
del
desarrollo
sectorial.
sino
también
coherencia
temporal
con
los límit-es
que
se
fijan
para
cada
etapa
del
proceso
planificador.
Dado
que
el
II
Plan
alcanza
hasta
el
treinta
y
uno
de
diciembre
de
mil novecientos
setenta
yuno,
parece
lógico
que
todas
las
aceione~
encaminadas
a
la
expansión
económica
de
determinadas
regiones
se
enmarquen
en
ese
limite
temporal.
criterio
éste
refrendado
por
la
misma
Ley
aprobatoria
del
Plan,
que
en
su
disposición final
primera
prorroga
hasta
la
fecha
final
de
su
vigencia
la,.'"
actuaciones
contenidas
en
los
Planes
de
BadaJoz
y
de
Jaén
y
las
disPQsiciones
sobre
aplicación
C1e
medidas
para
el
desarrollo
económico
ysocial
de
la
Tierra
de
Campos
y
Campo
de
Gibraltar
La
l6gIca
inserción
de
tales
actuaciones
y
medidas
en
el
11
mite
temporal
del
Il
Plan
de
Desa.rrollo Económico y
Social
aconseja
aplicar
idéntico
criterio
a
todas
las
zonas
geográficas
calificadas
por
el
Gobierno
hasta
el
momento
como
de
preferen~
te
localización
industriaL
En
atención
alo
cual
a
propuesta
de
los MinIstroh
de
In-
dustria
y
de
Agricultura
y
previa
deliberación
del
Consejo
de
Ministros
en
su
reunión
del
dia
veinticinco
de
abril
de
mil
novecientos
sesenta y
nueve,
DISPONGO:
Artículo
primero.-Uno.
La
aplicación
de
Jas
medidas
sobre
preferente
localización
industrial
en
las
zonas
de
Badajoz,
Jaén,
campo
de
Gibraltar.
Tierra
de
Campos,
la
Mancha,
Cáceres
yValle
del
Cinca.
a
que
se
refieren
los
Decretos
dos
mll
ocho·
cientos
cincuenta
y
cinco/mil
novecientoa
sesenta
y.
cuatro,
de
once
de
septiembre~
tres
mil
doscientos
veintitrés/mil
novecien-
tos
sesenta
ycinco.
de
veintiocho
de
octubre;
mil
trescientos
dieciocho/mil
novecientos
sesenta
yseis,
de
doce
de
mayo;
dos
mil
setecientos
treinta
y
seis/mil
novecientos
sesenta
ysiete,
de
veintiuno
de
noviembre;
dos
mil
novecientos
ochenta
y
dos/
mil
novecientos
sesenta
ysiete,
de
treinta
de
noviembre;
mil
ochocientoS
ochenta
y
dos/mil
novecientos
sesenta
yocho.
de
veintisiete
de
julio, y
dos
mil
doscientos
veinticinco/mil
nove-
cientos
sesenta
yocho,
de
catorce
de
septiembre,
tendrá
una
duraCión
igual
a
la
del
II
Plan
de
Desarrollo
Económico
y
Social
Dos.
L&I
personas
naturale!> o
jurIdicas
que
deseen
acoger-
se
alos beneficios
que
se
otorgan
a
las
industrias
comprendi-
d&l
en
1&1
zonas
calificadas
podrán
solicitarlo
hasta
el
treinta
y
uno
de
diciembre
de
mil
novecientos
setenta
yuno.
Articulo
segundo.-L08
Mimsterios
de
Industria
y
de
Agri-
cultura
adoPtarán,
en
el
ámbito
de
sus
respectivas
competen-
cias,
las
medidas
necesarias
para
la
mejor
ejecución
de
lo di&-
puesto
en
este
Decreto
Asi
10
dispongo
por
el
presente
Decreto,
dado
en
Madrid
a
treinta
de
abril
de
mil
novecientos
sesenta
ynueve,
FRANCISCO
FRANCO
El
Vl-cepresldente
del
Goblerno,
LUIS
CARRERO
BLANCO
DECRETO
88811969,
(le
Y
de
mayo,
por
el
que
se
promulga
el
nuevo
Estatuto
fiscal
de
las
Coope-
ratwas.
El
número
seIS del
articulo
dosclentos
treinta
de
la
Ley
cua-
renta
y
uno/mil
novecientos
sesenta
y
cuatro.
de
once
de
junio,
de
Re!
orma
del
Si.stema
Tributario,'
dispone
Que
por
Decreto,
a
propuesta
dei
Ministerio
de
Hacienda
yprevio
informe
de
la
Organización
Sindical
se
establecerá
un
nuevo
Estatuto
fiscal
de
las
Entidades
Cooperativas,
que
acomode
a
la
naturaleza
de
las
mismas
los
preceptos
de la
mencionada
Ley.
El
nuevo
Estatuto,
que
sigue
las
linea.<;
fundamentales
del
anterior,
consta
de
treb
titulos.
El
primero
contiene
ciertas
normas
comunes
a
todas
las
Cooperativas
en
relación
con
sus
obligaciones
formales,
el
régimen
de
las
reclamaciones
y!"€o
cursos
y
la
organización
y
competencia
de
la
Junta
Consultiva;
el
segundo,
dedicado
a
las
Cooperativas
protegida.s,
expone
los
beneficios
trIbutarios
que
la
Ley
concede
a
este
tipo
de
Enti-
dades
y
define
las
condiciones
de
constitución
ylos
limites
de
actuación
de
dichas
Cooperativas
protegidas;
por
último,
el
titulo
t.ercerO se
ocupa
del
régimen
de
las
Cooperativas
que
no
se
consideran
fiscalmente
protegidas.
Dentro
de
una
consideración
de
conjunto
puede
afirmarse
que
el
nueva
Estatuto
aborda yresuelve,
por
primera
vez
de
modo
sistemático.
los
dos
ordenes
de
cuestiones
que
plantea
la
consideración
fiscal de
las
Entidades
Cooperativas.
En
principio,
las
Cooperativas
están
sometidas
al
derecho
fiscal
común,
bien
resulta
obligadO
tener
en
cuenta,
por
exi-
.
gencias
de
la
técnica
tributaria,
las
especiales
características
de
dichas
Entidades.
tanto
en
su
organización
como
en
BU
funcionamiento.
No
obstante
lo
expuesto,
determinadas
clases
de
Entidades
Cooperativas.
en
atención
a
la
condición
de
sus socios oa
la
índole
de
sm;
actividades,
deben
ser
protegidas
fiscalmente,
de
acuerdo
con
las
exigencias
de
la
política
social o
para
egt1~
mular
actividades
que
interesan
al
bien
común.
Por
ello
se
mantiene
la
clasIficación
de
las
Cooperativas
en
KProtegidas» y«no
protegidas».
aunque
se
introducen
impor~
tantes
modificaClones
en
las
condiciones
exigidas
para
el (tis-..
frute
de
aquella
condición
que
tienen
en
cuenta
las
nuev~
realidades
del
mundo
cooperativo
y
;a
experiencia
adquirida
desde
la
promulgación
del
E..<;tatuto
de
m1l
novecientos
cin-
cuenta
y
cuatro,
En
particular
son
objeto
de
nueva
deflnic16n
las
Cooperativas
del
campo,
las
de
producción
industrial,
las
de consumo,
las
de
crédito
y
las
de
vivienda.
También
es
unportante
subrayar
que
los
Tribunales
Econ(>.
mico--adnúnistrativos
recobran
su
competencia
para
conocer
de
las
controversias
que
se
susciten
en
relación
con
el
régimen
fiscal
de
estas
Entidades,
si
bien
se
exige
el
informe
previo
de
la
Junta
ConhultlV8
del
régimen
fiscal
de
las
Cooperativas;
con ello
se
mantiene
esta
importante
Junta,
cuya
labor
unifica-
dora
de
criterios
interpretativos
tiene
tanta
importancia,
SIn
perjuiciO de volver a
la
necesaria
unidad
en
el
régimen
de
las
reclamaciones
e-con6mico-administrativas.
Debe
destacarse.
por
último,
la
precisa
y
completa
enwne-
ración
que
se
realiza
de
las
exenciOnes y
bonificaciones
fiscales
que
ia.,:,
Leyes
conceden
a
las
Entidades
Cooperativas,
con
~o
cual
se
superan
yresuelven dificiles
problemas
provocados
por
la
incidencia
de
las
reformas
tributarias
de veintiséis
de
di-
ciembre
de
mil
novecientos
cincuenta
y
siete
y
once
de
Junio
de
mil
novecientos
sesenta
y
cuatro
sobre
el
Estatuto
de
mil
novecientos
cincuenta
y
cuatro.
Nuevamente
la
claridad
en
las
normas
fiscales
contribuirá
a
su
mejor
aplicación
por
la
Administración
ylos
administrados.

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA